Ir al contenido principal

CULTIVOS NETAMENTE LEONESES: EL MAÍZ

El maíz, la maíz, la panoya, el miyu...son diversas denominaciones para un cereal que cada día copa más superficie de cultivo. De ser un cereal casi desconocido en gran parte de la geografía leonesa, se está conviertiendo poco a poco en el cereal de referencia, desbancando de tal honor a los tradicionales trigo o cebada.

EL PAÍS LEONÉS, EL MAYOR PRODUCTOR ESPAÑOL DE MAÍZ
Las cifras acerca de la superficie y producción del maíz son apabullantes: en 2014, la provincia de León era la que mayor superficie de maíz concentraba de todo el estado, pero es que Zamora le sigue aunque a bastante distancia, lo mismo que Salamanca. Entre las tres provincias hay 104.506 hectáreas cultivadas exclusivamente para maíz, lo que supone el 87% de la superficie de toda la comunidad autónoma. Estos dos gráficos lo dejan bastante en evidencia:




A nivel de estado, solo Huesca se acerca a la producción y superficie de maíz, pero a bastante distancia, con 45.192 hectáreas. Solo la provincia de León produjo más maíz y en más superficie que toda Aragón. Salamanca es la provincia con mayores rendimientos, gracias a su clima algo más cálido de media durante todo el año.

Ante estos datos la pregunta sería ¿Por qué del éxito del maíz? Esta pregunta se responde analizando diversos factores que influyen en el éxito:

Historia
Aunque el maíz, originario de México probablemente de la región de Oaxaca, provenía de un clima más bien húmedo y templado, se adaptó muy fácilmente al clima peninsular. Hay quien dice que fue cultivado de inmediato ya en el siglo XVI a los pocos años del descubrimiento del continenete americano. Los primeros cultivos de maíz fueron en Galicia, pero también en Andalucía en incluso Cataluña, lo cual ya nos adelantaba la fácil adaptación del cereal americano. Finalmente, el asentamiento tradicional del maíz fue en la cornisa cantábrica, especialmente Galicia (los territorios marítimos) y Asturias, lugares donde se cultivó de forma tradicional.  Son típicas las imágenes de las panoyas colgando en los hórreos.
La llegada al suelo leonés fue muy tardía y poco significativa, por cuanto se prefería el cultivo de otros cereales como el trigo, cebada y centeno por su mayor rendimiento económico y porque en suelos más bien secos se producía en mayor abundancia. Además hay que tener en cuenta que el maíz fue considerado hasta el siglo XIX como un cereal muy secundario de apenas uso alimentario.

¿Qué pasó en el siglo XIX? la revolución industrial cambió las ciudades, y estas demandaron carne que debía llegar en cantidades cada vez mayores desde el campo. El maíz era un excelente cereal para el engorde del ganado. Esto nos da paso al otro factor.

Alimentación de ganado
En España el uso del maíz como cereal de engorde se popularizó en los años 60 y comienzos de los 70, si bien todavía se consideraba un alimento relativamente caro frente a los piensos compuestos. Sin embargo, estos piensos, compuestos no solo de cereales sino incluso de restos cárnicos o de pescado, provocaron problemas de salubridad llegando a extremos como los de la encefalopatía espongiforme o mal de las vacas locas. Tras la prohibición de algunos de estos compuestos en el pienso, el uso de cereales ganó fuerzas inusitadas.

Regadío
La orografía del País Leonés y su abundancia en ríos ha permitido la ejecución de pantanos numerosos y de gran caudal, que permiten el riego más que abundante de cualquier clase de cultivo. El maíz, si bien puede cultivarse en secano, sus rendimientos están muy lejos de los que se obtienen con regadío. Lo cierto es que a día de hoy, en ninguna parte de cultiva maíz en secano, siendo este último método extinto a finales de los años 80. Añadamos la tradición ganadera ampliamente arraigada en cualquiera de nuestras provincias, y obtendremos el escenario perfecto para ser tierra de cultivo del maíz.

Mejoras genéticas y en técnicas de cultivo
El regadío y su mejora en cuanto a la aplicación (recordemos que el maíz se riega siempre por aspersión) facilita que con un gasto de agua, digamos que no excesivo, se pueda regar y mantener una parcela. Sumemos la aplicación de fitosanitarios a través del agua, que agiliza y economiza los gastos de su aplicación. El maíz es igualmente un cereal de referencia en Estados Unidos y Canadá, tanto para consumo humano como animal. Por ello las empresas químicas investigan mejoras en la calidad y producción del maíz, lo que ha permitido mayores rendimientos si cabe. Valga de dato el último record en cuanto a producción, logrado precisamente en una finca leonesa de Melgar De Abajo con una producción de 22.288,9 kg/ha, muy superior a cualquier otro rendimiento registrado hatsa la fecha con una nueva variedad de la compañía Monsanto.
José Manuel Raposo, el agricultor que obtuvo el record de rendimiento de maíz (Diario de León).

CARA Y CRUZ DEL MAÍZ
Los beneficios que reporta el cultivo del maíz son obvios:
  • Mantenimiento del sector primario y agricultores.
  • Fuente de ingresos económicos rentable con mantenimiento ajustado.
  • Fijación de población en las áreas rurales donde se culiva.
  • Acceso a grano de maíz para alimentación de ganado próximo a la zona de producción con la consecuente reducción en costes y contaminación por transportes.
  • Industria derivada de maquinaria agrícola.
Los perjuicios también existen:
  • La tendencia al monocultivo genera depedencia hacia el mismo y sus evoluciones en el mercado en cuanto a precio de compra.
  • Las actuales producciones solo son posibles gracias a los regadíos, y para la obtención de regadíos han sido necesarias tanto obras públicas de canales de riego como la inundación de numerosos valles para la obtención de presas y pantanos, con el consiguiente impacto ambiental y hasta en cierto modo alteración del clima. De esto último voy a destacar el trabajo de Ana Fe Astorga González, del Departamento de Geografía de la Universidad de León, quien ejemplificando con los pantanos de Luna, Vegamián y Riaño, concluye en la pérdida de días de heladas, reducción de las temperaturas extremas y aumento de los niveles de humedad ambiental con sus fenómenos metereológicos asociados (nieblas y escarchas).
  • Para la ejecución de algunos de esos pantanos, fue necesaria la destrucción por completo de localidades enteras, con el consiguiente desplazamiento de sus habitantes. Son los casos de Riaño o Luna.
  • Por último, y quizás el más polémico, sea la dependencia de los agricultores respecto a las semillas mejoradas, dependencia que bien se puede hacer extensible incluso en abonados y fitosanitarios específicos para dicha variedad. Además el maíz, por su alta rentabilidad, es de los cultivos que más experimentos se han desarrollado en lo se refiere a modificación genética, con fincas controladas para su experimentación. Modificaciones que han sido criticadas por ecologistas por sus efectos en el entorno pero también en la alimentación humana y sus hipotéticos riesgos para la salud.
El maíz en definitiva es, hoy por hoy, el cultivo estrella del solar leonés, y desde luego que el cambio que ha dado al mundo rural leonés ha sido espectacular en todos los aspectos.

Entradas populares de este blog

QUÉ ES UN ADIL

Cuando me planteé el hacer un blog sobre el mundo agrario leonés, y supongo que todo el mundo le pasará lo mismo, era primero cómo llamarlo. Como amante de la cultura leonesa, intenté recuperar aquellas palabras o expresiones vinculadas con el campo y que fueran netamente leonesas.
Finalmente escogí adil, una palabra que hace referencia a un terreno que está sin cultivar pero que no necesariamente sea improductivo, sino que se puede decir que está en descanso o simplemente es que no hay necesidad de plantarlo. Es una palabra netamente leonesa, y salvo error, no está recogida en ningún otro lugar que no sea León o Zamora. Me dicen que Existen palabras equivalentes en castellano, barbecho, pero no es exacto. Y aquí entramos en esos matices que cargan de significado a una palabra:

barbecho es una tierra que se deja descansar dentro de una rotación de cultivos. Tradicionalmente solía ser plantación de cereal por varios años y uno o dos años de leguminosas o bien de descanso sin cultivo, que…

Garbanzo Pico Pardal ¿mito o realidad?

desde el año 2010 se viene sucediendo una polémica agroalimentaria acerca de un garbanzo cultivado en la región leonesa de Maragatos y que se considera como una variedad autóctona. Hablamos del garbanzo Pico Pardal, usado muy profusamente en la gastronomía maragata tanto para el mítico cocido maragato como con otros platos tradicionales de garbanzos. Aquí una muestra tomada de la página abuenbocado.com.
El origen de la polémica surge cuando mayo de 2010 se crea la Asociación Promotora Pro Garbanzo Pico Pardal en Valdeviejas de mano de algunos entusiastas de la gastronomía maragata y restauradores. Su objetivo es reconocer como variedad propia este garbanzo y lograr algún etiquetado de calidad o incluso la denominación de origen. Su nacimiento promovió primeramente un debate sobre esta variedad. y lo que parecería una iniciativa loable en defensa de nuestra debilitada producción agraria, se ha ido convirtiendo en una agria polémica que en poco o nada favorece ni al garbanzo ni a la im…

Por qué las legumbres no triunfan en el campo leonés

Si existe un cultivo tradicional en el campo leonés es la legumbre, da igual que sea la lenteja que el garbanzo o la alubia. La legumbre ha dominado el campo leonés como cultivo de referencia en la cesta de la compra de un hogar. 


A eso se debe añadir el hecho de que de las 10 mayores empresas envasadoras de legumbres de todo el estado español, 4 son leonesas. En el cuadro siguiente vemos en letra negrita las de sede social leonesa, en datos de 2011:
EMPRESA MARCA VENTAS (€) Conservas Terramar, S.A.Grupo Kaymo / Acico 66.000.000 Selección de Productos Leoneses, S.A. La Asturiana 47.400.000 Alimentos Naturales, S.A. El Hostal 40.000.000 Legumbres Luengo, S.A.